Good Life Inspiration

Vida Saludable

¿Menopausia y orinar por la noche: Cómo se relacionan?

Menopausia y orinar por la noche son dos fenómenos que muchas mujeres encuentran estrechamente relacionados a medida que avanzan en edad. La menopausia es una fase natural en la vida de una mujer marcada por el cese de la menstruación y cambios hormonales significativos, uno de los cuales puede afectar la función de la vejiga y el patrón de micción. Este artículo explorará cómo los cambios hormonales durante la menopausia pueden incrementar la frecuencia con la que una mujer necesita levantarse a orinar durante la noche, un síntoma conocido como nicturia, y discutiremos maneras efectivas de manejar y mitigar este inconveniente para mejorar la calidad del sueño y la vida en general.

Menopausia y orinar por la noche, Imegen de una mujer cerca del baño donde se preciona la vejiga con sus dos manos

La menopausia marca un periodo significativo en la vida de una mujer, caracterizado por diversos cambios hormonales, físicos y en la rutina diaria. Uno de los síntomas comunes durante esta etapa es la nicturia, que se refiere a la necesidad frecuente de orinar durante la noche.

Este fenómeno puede deberse a varias razones asociadas con los cambios que ocurren en la menopausia:

  • 1. Cambios Hormonales: La disminución de los niveles de estrógeno es un cambio hormonal significativo durante la menopausia. Esta reducción puede afectar el funcionamiento de la vejiga y los hábitos urinarios.
  • 2. Alteraciones Anatómicas: Como consecuencia de los cambios hormonales, puede ocurrir una reducción en el tamaño de la vejiga. Esto lleva a una menor capacidad de retener orina, incrementando la frecuencia con la que se necesita ir al baño.
  • 3. Aumento de la Sed y la Ingesta de Agua: Durante la menopausia, es común experimentar un aumento en la sensación de sed, lo que lleva a un mayor consumo de líquidos y, por ende, a una producción de orina más elevada.
  • 4. Condiciones de Salud Subyacentes: Además, ciertas enfermedades crónicas como la diabetes mellitus o la hipertensión arterial pueden ser factores contribuyentes al desarrollo de la nocturia.

Menopausia y Cambios en la Función Urinaria

Durante Menopausia y orinar por la noche , muchas mujeres experimentan cambios en su función urinaria. Estos problemas urinarios se deben principalmente a la atrofia urogenital, un deterioro que afecta al tracto urinario y a la vagina. Hay dos factores cruciales detrás de estos cambios:

  • 1. Reducción de Estrógeno: La menopausia conlleva una disminución en la producción de estrógeno, la hormona femenina que ayuda a mantener la salud del tracto urinario.
  • 2. Edad Avanzada: Generalmente, la menopausia coincide con la edad avanzada, lo que puede provocar efectos debilitantes en los órganos y tejidos de la zona pélvica.
  • Síntomas Comunes Asociados con los Cambios Urinarios:
  • – Aumento de la frecuencia para orinar.
  • – Incontinencia, o la incapacidad de controlar la micción.
  • – Sequedad y picazón vaginal.
  • – Mayor riesgo de infecciones en el tracto urinario.

Te invitamos a visitar el articulo sobre : Sequedad bulbar, causas y remedios caseros

Causas de orinar mucho de noche en la Menopausia

Menopausia y orinar por la noche trae consigo una serie de cambios significativos en la función urinaria de las mujeres, principalmente debido a la reducción en la producción de estrógeno. Este cambio hormonal es la principal causa de la atrofia urogenital, que implica el desgaste de la masa muscular tanto en la vagina como en el tracto urinario.

¿Cómo afecta la falta de estrógeno por la menopausia al sistema urinario?

1. Debilitamiento de la Vejiga y la Uretra: El descenso en los niveles de estrógeno debilita la vejiga y la uretra. Lo que dificulta la capacidad de controlar la micción adecuadamente.

2. Alteración del pH Vaginal: La disminución de estrógeno también altera la acidez natural de la vulva y la vagina: Aumentando el riesgo de infecciones por bacterias o un crecimiento excesivo de levaduras.

Menopausia y orinar mucho síntomas

Menopausia y orinar por la noche, puede traer consigo una variedad de síntomas urinarios y vaginales debido a la atrofia urogenital, un proceso que implica el deterioro de los tejidos del tracto urinario y vaginal. Estos síntomas pueden variar desde leves inconvenientes hasta causar una considerable angustia emocional, y tienden a intensificarse con la edad.

Principales Síntomas Urinarios Asociados con la Atrofia Urogenital:

  • 1. Incontinencia por Estrés:  Se caracteriza por la fuga involuntaria de orina durante actividades que incrementan la presión abdominal, como reír, toser o moverse repentinamente.
  • 2. Incontinencia de Urgencia (Vejiga Irritable/Sobreactiva): Involucra una necesidad repentina y fuerte de orinar, que puede llevar a la pérdida de control de la vejiga antes de alcanzar un baño.
  • 3. Aumento de la Frecuencia Urinaria: Necesidad de orinar más frecuentemente durante el día.
  • 4. Nocturia: Necesidad de levantarse varias veces durante la noche para orinar.

Síntomas Asociados con la Atrofia Vaginal:

  • – Disminución de la plenitud de la vulva y la vagina.
  • – Sequedad, picazón y ardor en la vagina o vulva.
  • – Dolor durante las relaciones sexuales.
  • – Sangrado vaginal ocasional.
  • – Incremento en las infecciones del tracto urinario, debido a un cambio en la acidez de la vagina.

Síntomas de Prolapso de Órganos Pélvicos:

Además de la atrofia urogenital, los síntomas urinarios durante la menopausia pueden ser exacerbados por el prolapso de órganos pélvicos. Este problema ocurre cuando uno o más órganos en el área pélvica se desplazan hacia la vagina. Un fenómeno que puede ser consecuencia del estrés causado por partos vaginales. Este tipo de estrés puede ser más evidente después de la menopausia y puede resultar en un daño considerable a los músculos del piso pélvico. Lo que contribuye a los problemas urinarios

– Incontinencia de urgencia y micción dolorosa son comunes cuando hay un prolapso de órganos pélvicos. Donde los órganos de la zona pélvica se desplazan y causan presión adicional.

Estos síntomas no solo afectan la salud física de las mujeres, sino también su bienestar emocional y calidad de vida. Por ello, es fundamental buscar asesoramiento médico para un diagnóstico adecuado y explorar las opciones de tratamiento que pueden incluir cambios en el estilo de vida, medicación o procedimientos quirúrgicos, dependiendo de la severidad y el tipo de síntomas experimentados.

¿Quieres profundizar más sobre los síntomas de la menopausia?, Visita a: Como saber si tienes menopausia síntomas y sofocos

Tratamientos Efectivos para los Síntomas Urinarios de la Menopausia

Durante la menopausia, la disminución de estrógeno puede causar atrofia urogenital, llevando a síntomas urinarios que pueden afectar significativamente la calidad de vida. Afortunadamente, existen múltiples tratamientos disponibles que pueden aliviar estos síntomas.

Terapia Hormonal para la Atrofia Urogenital:

Terapia Hormonal Sistémica (TH): Tomada por vía oral, esta terapia puede aliviar síntomas como urgencia urinaria, frecuencia, nocturia y micción dolorosa. Sin embargo, su efectividad específica para la atrofia urogenital es aún objeto de debate.

Estrógeno Local: La aplicación de estrógeno directamente en la zona afectada puede ser muy efectiva para aliviar los síntomas de urgencia, frecuencia e incontinencia por esfuerzo, además de ayudar a prevenir la recurrencia de infecciones del tracto urinario.

Reemplazo de Estrógenos Vaginales: Para los síntomas específicos de atrofia vaginal, el uso de cremas, tabletas o anillos vaginales con dosis bajas de estrógenos es comúnmente recomendado.

Alternativas para Quienes no Pueden Usar Terapia Hormonal:

Para mujeres que no pueden recibir terapia hormonal, como aquellas con historial de cáncer de mama, existen alternativas:

– Humectantes Vaginales: Para alivio general de la sequedad vaginal.

– Lubricantes Vaginales: Usados para facilitar las relaciones sexuales y reducir la incomodidad.

Tratamientos No Hormonales:

Cambios en el Estilo de Vida: Reducir la ingesta de cafeína y mantener un peso saludable puede ayudar.

Entrenamiento de la Vejiga: Técnicas que mejoran la capacidad de retener la orina y controlar el momento de la micción.

Ejercicios de Kegel: Fortalecen los músculos del piso pélvico, reduciendo el estrés en la zona pélvica. Vista: Ejercicios para fortalecer el suelo pélvico

Estimulación Eléctrica: Ayuda a fortalecer los músculos de la vejiga.

Uso de Pesarios: Dispositivo insertado en la vagina para sostener una vejiga prolapsada.

Dispositivos Uretrales: Para bloquear las fugas de orina.

Técnicas Quirúrgicas: Pueden ofrecer un soporte estructural para los órganos prolapsados.

Impacto de la Nicturia en la Calidad de Vida de las Mujeres y Cómo Manejarla

Menopausia y orinar por la noche llamada nicturia, que es la necesidad de orinar frecuentemente durante la noche, puede afectar significativamente la calidad de vida de las mujeres, especialmente durante la menopausia. Según estudios, esta condición puede perturbar severamente tanto la cantidad como la calidad del sueño, lo que a su vez, repercute en la calidad de vida general (Bliwise, 2019). De hecho, los trastornos del sueño relacionados con la nocturia pueden ser hasta cuatro veces más comunes que el dolor.

Prevención y Manejo de la Nicturia (Menopausia y orinar por la noche )

Implementar ciertos hábitos saludables y cambios en el estilo de vida pueden ayudar a prevenir y manejar la nicturia:

– Hidratación Adecuada: Mantente hidratado durante el día, pero reduce la ingesta de líquidos unas horas antes de dormir.

– Evitar Estimulantes: Las bebidas con cafeína y el alcohol por la noche pueden incrementar la frecuencia urinaria.

– Control de la Ingesta de Sal: Reducir el consumo de sal puede disminuir la frecuencia urinaria.

– Higiene del Sueño: Vaciar la vejiga justo antes de acostarse y mantener un buen nivel de actividad física son prácticas recomendadas. Además, perder peso puede ser beneficioso si es necesario.

Si experimentas nicturia, aplicar estos consejos puede ofrecer alivio. Sin embargo, siempre es recomendable consultar con un profesional de la salud para obtener un diagnóstico adecuado y un plan de tratamiento personalizado.

Estudio Realizado por (National Library Of Medicine) : Nicturia a través de la transición menopáusica y más allá: una revisión narrativa

Introducción e hipótesis:

La nicturia, que implica despertarse durante la noche para orinar, es frecuente entre las mujeres mayores y repercute notablemente en la calidad de vida. Esta revisión busca consolidar lo que se conoce sobre la prevalencia, las consecuencias, la fisiología y los métodos diagnósticos de la nicturia en mujeres después de la menopausia.

Métodos:

Realizamos una búsqueda exhaustiva en las bases de datos PubMed y Web of Science para recopilar estudios relevantes publicados hasta junio de 2020. También revisamos las referencias de los estudios seleccionados para encontrar otros artículos que los autores consideraran relevantes.

Resultados:

Se reporta que casi el 90% de las mujeres posmenopáusicas experimentan síntomas genitourinarios, siendo la nocturia uno de los más comunes. La disminución de los estrógenos después de la menopausia parece agravar los principales mecanismos fisiopatológicos detrás de la nocturia, como la disminución de la capacidad vesical, el aumento de la producción de orina nocturna, la poliuria general y los problemas de sueño.

La falta de estrógeno puede provocar cambios anatómicos y funcionales en la vejiga, disminuyendo su capacidad. Además, esta carencia puede llevar a un exceso de producción de orina nocturna, ya sea por una diuresis de agua libre debido a una secreción reducida de la hormona antidiurética o una diuresis salina por la disminución de la actividad del eje renina-angiotensina-aldosterona. También se ha observado que la transición a la menopausia puede deteriorar el sueño, potencialmente exacerbado por un aumento en los síntomas vasomotores y la apnea obstructiva del sueño.

Fuente : Puede consultar el tema con más profundidad en: National Library Of Medicine

Descargo de responsabilidad: La información proporcionada en este sitio web tiene como único objetivo servir de recurso educativo general. No debe interpretarse como consejo médico específico ni como sustituto del mismo. Tampoco debe utilizarse para el tratamiento de pacientes concretos. Nuestras respuestas se basan exclusivamente en los datos aportados por la entidad que realiza la consulta y no provienen de pacientes reales. Además, nuestras respuestas no establecen ni sugieren una relación médico-paciente. Este sitio está destinado únicamente para uso informativo general. Los profesionales que necesiten asesoramiento para el manejo de pacientes reales deben buscar la orientación de otro profesional cualificado que pueda proporcionar un consejo médico pertinente. Nuestras respuestas no deben utilizarse como base para defensa legal ni implican ningún compromiso por nuestra parte de actuar como representantes legales.

Referencias bibliográficas

Blikise, D. L., Wagg, A., y Sand, P. K. (2019). Nocturia: Un Trastorno Altamente Prevalente con Consecuencias Multifacéticas. Urología. doi:10.1016/j.urology.2019.07.005

Leslie, S. W., Sajjad, H., y Singh, S. (2022). Nocturia. En StatPearls. Publicación de StatPearls. Recuperado de: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK518987/

LeWine, H. (2020). La vejiga llena despierta a 2 de cada 3 mujeres por la noche. Harvard Salud. Recuperado de: https://www.health.harvard.edu/blog/full-bladder-wakes-2-3-women-night-201412127585

Pauwaert, K., Goessaert, A.-S., Ghijselings, L., Monaghan, T. F., Depypere, H., y Everaert, K. (2021). Nocturia a través de la transición menopáusica y más allá: una revisión narrativa. International Urogynecology Journal, 32(5), 1097–1106. doi:10.1007/s00192-020-04640-7


Imagen del logo GoodLifeInspiration, donde esta el nombre y dos hojas encima sobre el nombre.

“Redactado Por Nuestro Equipo Vida Saludable “

Clic >> Consigue Temas Variados En Nuestro Portal Goodlifeinspiration.com

Preguntas Frecuentes : Menopausia y orinar por la noche

¿Qué pasa con la vejiga en la menopausia?

Durante la menopausia, la disminución en los niveles de estrógeno puede provocar atrofia en los tejidos de la vejiga y la uretra, lo que resulta en un aumento de la urgencia y frecuencia urinaria, además de incontinencia ocasional.

¿Por qué dan muchas ganas de orinar en la noche?

Las ganas frecuentes de orinar en la noche, conocidas como nocturia, pueden deberse a diversos factores como el envejecimiento, condiciones médicas subyacentes como diabetes, o a un consumo elevado de líquidos antes de dormir.

¿Qué se puede tomar para no orinar tanto en la noche?

Para reducir la frecuencia urinaria nocturna, es aconsejable limitar la ingesta de líquidos y cafeína en las horas previas al sueño. Consultar a un médico sobre medicamentos antidiuréticos podría ser útil si la condición persiste. de salud.

¿Cómo hacer para no levantarse a orinar por la noche?

Reducir la ingesta de líquidos y diuréticos como el café y el alcohol antes de dormir puede ayudar. Practicar ejercicios de fortalecimiento del suelo pélvico y asegurarse de vaciar completamente la vejiga antes de acostarse también son buenas prácticas.

Scroll to Top
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad